¿CÓMO AFECTA AL CUERPO LA DESHIDRATACIÓN?

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin

Tu cuerpo necesita agua para efectuar todas sus funciones. En este artículo comprenderás cómo afectar al cuerpo la deshidratación. Cuando el cuerpo se deshidrata es que está perdiendo más agua de la que recibe. Y sin el agua necesaria, células, tejidos y órganos dejan de funcionar correctamente. Si no te hidratas pronto, podrías sufrir graves consecuencias. Puedes pasar varios días sin comer. A pesar de la debilidad, el dolor y espasmos en tu sistema digestivo, aún sobrevivirías siempre y cuando bebieras agua. Pero sin ella, morirías con total seguridad en 3-4 días. Las causas más comunes que pueden provocar deshidratación son la sudoración, la diarrea y los vómitos excesivos. Por eso, cuando padecemos ciertas enfermedades, se nos aconseja siempre tomar bastante agua. Entonces… ¿Cómo afecta al cuerpo la deshidratación?

CÓMO SE DESHIDRATA EL CUERPO

El cuerpo se deshidrata de forma natural al perder agua con el sudor y con la orina. Si no repones el agua que pierdes, tu cuerpo se irá deshidratando. Y en circunstancias concretas, puedes perder más agua de la que pierdes normalmente:

  • Exposición continuada a altas temperaturas
  • Practicando deporte
  • Realizando gran esfuerzo físico
  • Sufriendo diarrea o vómitos frecuentes

Veamos cómo se deshidrata el cuerpo:

SUDORACIÓN: El sudor es un mecanismo del cuerpo para mantener su temperatura ideal. Cuando tienes mucha calor, sudas. Tu cuerpo está intentando bajar la temperatura mediante las glándulas sudoríparas. El agua se evapora a través de tu piel y con cada gota, un poco del calor acumulado. Sudar mantiene tu piel hidratada y un nivel apropiado de electrolitos. Pero con el sudor también pierdes sales y agua. Si no bebes lo suficiente, notarás que sudas menos al hacer ejercicio o realizar un gran esfuerzo físico. Si por el contrario sudas mucho, cuidado porque indica que estás perdiendo una gran cantidad de agua. Este efecto se conoce como hiperhidrosis.

ENFERMEDAD: Algunas enfermedades provocan diarrea o vómitos. Con estas evacuaciones, además de agua, también pierdes electrolitos. Vómitos abundantes o una diarrea que persista más de tres días, son peligrosos y motivo más que suficiente para acudir al médico con urgencia. Podrían provocar un derrame o incluso un coma. El médico prescribirá seguramente la administración de agua rica en electrolitos por vía intravenosa en caso de diarrea o vómito severo.

FIEBRE: Cuando tienes fiebre, sudas. Tu cuerpo intenta bajar la temperatura mediante este proceso. Es lógico que cuando sufres una gripe o cualquier otra enfermedad que causa un proceso febril, el médico te aconseje beber con frecuencia para ir reponiendo agua en tu cuerpo.

ORINA: Tu cuerpo elimina una gran parte de toxinas mediante la orina. Algunas afecciones pueden provocar que orines más y por tanto, te deshidrates. 

* Los electrolitos son minerales esenciales para tus músculos y órganos, además de necesarios para mantener un equilibrio bioquímico en tu sangre. También forman parte de la composición de la orina y otros fluidos corporales. Tal vez te interese cómo preparar una bebida casera rica en electrolitos

RIESGOS DE SUFRIR DESHIDRATACIÓN… ¿Cómo afecta al cuerpo la deshidratación?

Una deshidratación leve la puedes tratar en casa. Basta con reponer el agua que has perdido a consecuencia del calor, o cuando por ejemplo, no has bebido lo suficiente durante una exhaustiva sesión de ejercicio físico. Los atletas, deben hidratarse bastante más de lo normal y continuamente mientras hacen ejercicio. Incluso quienes practican la natación como deporte deben hacerlo pues son candidatos ideales para sufrir deshidratación. Te parecerá chocante, pues están siempre en remojo, ¿verdad? Bueno, pues esto sucede porque mientras nadan, su cuerpo también suda aunque esté sumergido en el agua. Veamos brevemente, qué personas corren un mayor riesgo de sufrir deshidratación:

  • Personas que trabajan expuestas a una alta temperatura como albañiles, mecánicos, jardineros…
  • En la tercera edad
  • Individuos que sufren ciertas enfermedades crónicas
  • Deportistas que practican la natación, el fútbol, ciclismo, atletismo…
  • Bebés y niños pequeños
  • Personas que viven a una altitud considerable

Recuerda hidratarte bien cuando hagas ejercicio. Si estás en el gym o haciendo ejercicio al aire libre y olvidaste llevar agua contigo, no tardes en reponer una buena cantidad de agua en cuanto tengas ocasión. Lo ideal es que no olvides llevar agua suficiente contigo. Piensa en una botella como la H2ZEN, con capacidad para 600ml. Más que suficiente para mantener una buena hidratación mientras haces deporte. 

En caso de sufrir una deshidratación más severa o deshidratación crónica, acude a un médico para que te examine y prescriba el tratamiento adecuado.

drozen-cocina-ficha

SÍNTOMAS DE DESHIDRATACIÓN

La intensidad de los síntomas de deshidratación depende de si es leve, severa o crónica. A priori y aunque la deshidratación sea leve, estos son los síntomas más comunes: 

  • Fatiga y debilidad física
  • Sentir mucha sed
  • Sequedad en la boca y fosas nasales
  • Sequedad en los ojos
  • Orinar poco/menos frecuentemente
  • Piel reseca y apagada
  • Estreñimiento
  • Dolor de cabeza o mareos
  • Lentitud mental (“mente espesa”)

ADVERTENCIA: Personas mayores y niños deben ser tratados por un médico aunque los síntomas que presenten sean los de una deshidratación leve. 

CÓMO DIAGNOSTICAR LA DESHIDRATACIÓN

Para diagnosticar la deshidratación, el médico determinará qué nivel de deshidratación padeces mediante varias pruebas. Normalmente, comprobará presión arterial y ritmo cardíaco. Baja presión sanguínea y corazón acelerado pueden indicar deshidratación. Un análisis de sangre también servirá para diagnostiar la deshidratación, al comprobar el nivel de electrolitos y de creatinina. Los electrolitos son minerales esenciales para la sangre, los tejidos y los órganos, y la creatinina determina el buen funcionamiento de los riñones. Un análisis de orina -urinalisis- también puede desvelar un desequilibrio de electrolitos además de la presencia de bacterias. El color oscuro de la orina, aunque puede ser uno de los síntomas, por sí solo no sirve para diagnosticar la deshidratación. 

Y recuerda que no sólo beber agua es importante, sino también beber un agua sana y libre de contaminantes. Y esa agua la tienes ya a tu alcance con tu purificador de agua DROZEN. Si te ha parecido interesante este artículo, y tú o alguna persona que conozcas está padeciendo deshidratación, tal vez te vayan bien unos consejos para beber más agua. Ahora ya conoces ¿Cómo afecta al cuerpo la deshidratación?.

Shopping cart
Aún no agregaste productos.
Seguir viendo
0

Zona privada